La competición ciclista más importante del mundo, el Tour de Francia, ha decidido plasmar su política de responsabilidad social empresarial (RSE) en el lema «El futuro en bicicleta». Fiel a su política en favor del planeta, respetando el medio ambiente y garantizando la promoción de la biodiversidad, el Tour de Francia quiere poner la bicicleta de competición al servicio de la movilidad sostenible para todo el mundo y en especial para los niños.

El Tour de France y 50 otros actores del mundo deportivo han firmado la declaración de compromiso de responsabilidad ecológica bajo los auspicios de WWF (World Wide Fund for Nature) y el Ministerio del Deporte.

Acciones organizadas alrededor de tres temas:

Las cifras clave de la RSE:

By browsing this site, you accept the use of Cookies in order to offer to you an advertising tailored to your interests, and to perform traffic statistics.

To find out more